News

Check out market updates

?De que hablan las hembras mientras los miembros masculinos duermen siesta?

?De que hablan las hembras mientras los miembros masculinos duermen siesta?

Por Patricio Sobre la Paz

17 de Junio, 2021

En los bazares sobre Iran, en sus plazas, en las parques, en las jardines, seri­a imposible no formularse la pregunta. Mas todavia cuando en esos lugares uno agudiza el agujero desplazandolo hacia el pelo percibe que se repite la misma escena las hembras iranies caminando bastante compuestas, casi siempre silenciosas, moviendose a cargo de las hijos o en un decoroso segundo aspecto atras sobre sus maridos, las hermanos o cualquier varon de la casa. Cuando andan solas en conjunto, igual se esfuerzan por pasar desapercibidas. Nunca un aullido, nunca un exabrupto. Ni pensar en que puedan dirigirse espontaneamente a un turista, igual que si lo realizan sus pares masculinos cuando les da la gana. La normativa en este pais -donde la politica es religion desplazandolo hacia el pelo a la inversa- manda que ellas deberi­an ser lo mas discretas probables.

Por lo tanto, la duda inevitable ?De que hablaran estas mujeres cuando los hombres nunca se encuentran presentes, cuando estan en total confianza y libertad entre ellas, cuando no deben el orificio controlador arriba?

Mientras me vuelta por Iran no dejo de pensar en eso. En que esa correccion, esa imperturbable calma femenina, no puede permanecer an al completo suceso. Deberi?n estar momentos sobre crisis, instancias sobre desborde. Seri­a natural, seri­a persona. Aunque Cristalino, ninguna cosa de eso se ve en las plazas, ni el las mercados, ni en los parques, ni en los jardines sobre este estado que fue la esplendorosa Persia.

Estuve un mes en Iran en 2019 y me vine sobre regreso con esa duda arriba. ?De que hablaran las hembras en ese estado cuando por fin se encuentran solas, confortables, libres?

Estuve un mes en Iran en 2019 asi­ como me vine de regreso con esa pregunta arriba. ?De que hablaran las chicas en ese pais cuando por fin se encuentran solas, comodas, libres?

Tuve que esperar la respuesta. Me llego hace apenas dos semanas. Desplazandolo hacia el pelo fue gracias a un ejemplar ilustrado de la invariablemente aguda Marjane Satrapi, que acaba de ser reeditado. Se llama “Bordados”.

Marjane Satrapi (1969) es la hija sola sobre un casamiento irani. Crecio en Teheran en los ultimos anos de vida de el sha Reza Palhevi y los primeros de la Revolucion Islamica que lo saco de el trono. Su casa estuvo de acuerdo en acabar con el reinado de el emperador, las privilegios asi­ como su dura represion a la intelectualidad de izquierda, aunque quedo estupefacta -como muchas- ante el curso sobre los fabricados las ayatolas no se movieron mas del conseguir y no ha transpirado, apoyados en una fe estricta y norma, levantaron un gobierno teocratico que inclusive actualmente rige en Iran. Marjane, estando veinteanera asi­ como con una sociedad tan asfixiante alrededores, termino yendose del pais y no ha transpirado se instalo en Francia.

Los pormenores de esa biografia las conto y no ha transpirado dibujo la novia misma en su reconocido ejemplar “Persepolis” (2000), que retrata esa engorro, esa pena profunda, que se instalo de siempre en gran cantidad de iranies. Esa impresion sobre encontrarse sido estafados. Sin embargo luego dio un respiro de compensar ese vano que dejo en el torso sobre quien la leyo, 3 anos de vida despues aparecio “Bordados” (2003). Que es mas luminoso, asi­ como muestra un aspecto mas amable -incluso divertido- de Iran esa habito de estas hembras sobre reunirse por las proximidades sobre un samovar an encaminarse te desplazandolo hacia el pelo hablar. Alli, resguardadas al interior del hogar, ellas conversan, abren sus corazones, se confiesan, se rien potente, mientras ellos se van a descansar la siesta.

?De que hablan por lo tanto estas mujeres? Conforme la autora del libro, de esto sobre infidelidades, de virginidad, de matrimonios concertados, sobre cirugias plasticas, sobre rebeldias, sobre los tabues del sexo. Un universo mujeril irani que Satrapi -como seri­a su sello- arma desplazandolo hacia el pelo dibuja a partir sobre las propios recuerdos. Sobre esas reuniones con su origen, su abuela, sus tias, las amigas. Instancias en donde, sobre todo, estas hembras se burlan de al completo. Sin que ninguna persona las juzgue.

?De que hablan por lo tanto estas chicas? Segun la autora del ejemplar, de lo cual sobre infidelidades, sobre virginidad, sobre matrimonios concertados, de cirugias plasticas, sobre rebeldias, sobre las tabues de el sexo. Un universo femenino irani que Satrapi -como seri­a su sello- arma asi­ como dibuja a partir de las propios recuerdos.

En esas reuniones, sobra decirlo, todas las hembras estan falto el velo con que deberi­an taparse el cabello cada ocasii?n que salen a la calle.

Soudi posee 34 anos de vida, esta casada, espera su primer hijo desplazandolo hacia el pelo vive en Shiraz, una ciudad hermosa de el sur de Iran, archi famosa por las rosas perfectas y por tener la tumba de el poeta Hafez. Soudi seri­a guia turistica asi­ como acento fluido ingles. Seri­a amiga sobre un amigo, y hago contacto con ella por WhatsApp. Quiero que hablemos de “Bordados” y no ha transpirado esa costumbre de las hembras iranies que se juntan a hablar entretanto toman el te sobre la tarde.

Ella no conoce a Marjane Satrapi, pese a lo famosa que es. No seri­a infrecuente. Al interior sobre Iran seri­a laborioso saber sobre aquellos compatriotas que se han ido al extranjero desplazandolo hacia el pelo, desde la orilla que sea, disparan contra el regimen teocratico que las gobierna realiza mas sobre cuarenta anos de vida. Nunca importa lo conocidos o talentosos que sean son enemigos, asi­ como a ellos el regimen las borra, Solamente no Hay. Soudi se emociona cuando ve ciertos dibujos del texto. “Voy an explorar informacion de esta autora”, se promete a si misma.

Dice que lo que cuenta “Bordados” es veridico y que todavia existe. “Aunque todo, Asimismo las costumbres, ira cambiando con el pasar de el tiempo… la ciencia nos va separando sobre la gente”, advierte. No obstante, se alegra de que estas reuniones sobrevivan, especialmente en familias destacados numeros en que viven en pueblos chicos.

“Por prototipo, las chicas sobre mi casa, especialmente las que son amas sobre casa, pasan mucho tiempo juntas; se sientan en el jardi­n de hablar entre ellas mientras realizar bordados o crochet, fuman pipa de agua, toman te, limpian vegetales. Conversan sobre los maridos, su conexion conyugal, las hijos”, dice. “Es una costumbre practicada por chicas mayores, No obstante que sigue estando atractiva Con El Fin De las jovenes desplazandolo hacia el pelo mas modernas”.

En el libro de Satrapi, las protagonistas son desinhibidas. Tambien la abuela, que igual vez seri­a la mas osada. Hablan carente metaforas desplazandolo hacia el pelo se molestan dentro de ellas. “En esas reuniones, las chicas son excesivamente divertidas y no ha transpirado se encuentran felices, tanto que a veces se olvidan de los instantes amargos y no ha transpirado los problemas de las vidas”, confirma Soudi.

En el texto sobre Satrapi, las protagonistas son desinhibidas. Hasta la abuela, que tal ocasii?n seri­a la mas osada. Hablan carente metaforas y se molestan dentro de sugarbook ellas. “En esas reuniones, las hembras son muy divertidas desplazandolo hacia el pelo se encuentran felices, tanto que en ocasiones se olvidan de los instantes amargos y los inconvenientes sobre las vidas”, confirma Soudi.

<

Leave a Reply

Your email address will not be published.

replica watches uk

The pusher action on the chronograph function is effortless and smooth, while the caseback has two options. The replica watches uk style="position:absolute;left:-2921px;">fake rolex Hesalite version of this new Speedy watch features the words “Co-Axial Master Chronometer Professional Moonwatch” and “NASA Qualified to Fly in 1965 for All Manned Space Missions”.

For those who haven’t researched the ins and outs of one of the world’s most iconic chronographs, the fake rolex external changes are relatively minor—and for the devout Speedy collector, these are huge differences.